Mi boda, mis normas. Guía para los preparativos.

¿Por dónde empezamos? Preparar una celebración de enlace no es fácil, y mucho menos rápida. Conlleva meses de paciencia y atención. A veces, cogemos ideas de otras bodas a las que hemos asistido. Pero lo más bonito es aquello que hace que una boda sea original y con personalidad, eso que viene definido por los novi@s, por la pareja. ¿Qué carácter tenéis? Porque son esos detalles los que dejarán huella en vuestros invitados y provocaran que recuerden siempre vuestra celebración.

No vamos a ser muy pesados con nuestro post de hoy, sólo queremos que tengas una referencia de inicio, vamos, para arrancar a planificar y es que, empezar suele ser lo más difícil. A continuación te vamos a ayudar a resolver el típico: ¿por dónde empiezo?

1. ¿El vestido? Porque es el protagonista indiscutible, marca el estilo de la novia y lleva la voz cantante en el evento. Si es a mediodía o de tarde, al aire libre… ¿Y por qué uno clásico que casi todas llevan? Tú puedes ser la primera que rompa las reglas aquí, no tiene que ser blanco, puede ser atrevido, incluso podrías ser la primera en la familia en dejar la puerta abierta a que tus herman@s menores, para que hagan lo que les de la gana con sus bodas. Mira este de Franc Sarabia para Atelier, muy elegante y original.

-Qué nadie se mueva, ¡espalda al aire! Bordados con delicadeza y con apertura poco convencional. La novia también puede demostrar su personalidad sensual. Un top 10 de Penhalta.

¿Y este de Demetrios para Atelier? Atentas a las mangas, ¡qué estilazo! ¿Te atreverías? Es un vestido para arrasar.

2. Localización para la celebración. ¿disfrutáis al aire libre? o quizás os conocisteis en la playa o en algún camping. Podrían ser pistas para ubicar el lugar de celebración, hay gente que opta por casarse en el lugar donde hicieron su primer viaje. ¿Suena alguna campana? Casarse en sitios muy ostentosos pierde carácter, además de pasta. ¿Y si invertimos esos eurillos de diferencia en el viaje?

3. La música. ¿Banda de rock alternativo en vivo? Puede que seáis más de los últimos éxitos del momento en la disco. ¿Y si pasamos del vals? Pues claro, a vuestro rollo. Las opciones son múltiples, un DJ o incluso una lista interminable de vuestras canciones favoritas rompepistas. ¡A bailar! Una boda sin música es como una maceta sin flores.

4.Menú. Otro gran comecocos, pero que no cunda el pánico. Muy de moda, además desenfadado es optar por las camionetas de comida, food trucks. Los invitados disponen de distintas opciones para picar y comer, da mucho juego y rompe con los menús de nombre impronunciable que nadie sabe que son. ¿A qué son divertidas?

La pieza clave es el vestido de la novia, y nos enorgullece acompañaros en esta decisión tan importante. En nuestras tiendas de Penhalta y Atelier by Penhalta lo vais a tener muy fácil porque disponemos de colecciones de los mejores diseñadores nupciales. ¿Tienes dudas con el estilismo adecuado? Venid a visitarnos, estamos seguros que vamos a dar en el clavo a la primera.

FOTOS PINTEREST